Mes: Septiembre 2012

AmarME antes de amar.

Hoy hablaremos cómo llevar una relación sana y de amor con uno mismo.

En el post de ayer hablamos sobre la pareja y como llevar una relación saludable. A raíz de esto, me hicieron varias preguntas, entre ellas:

¿Cómo me puede uno amarse a si mismo? ¿Qué puedes hacer para levantar tu autoestima? ¿Hay técnicas especiales?

¡Gracias por sus preguntas! Son realmente excelentes y me encantan porque ayudan a que profundicemos más en el tema.

Siempre oímos por ahí, que nadie puede dar lo que no tiene. Es muy complicado dar amor si no puedo tener amor dentro de mí ¿verdad?

Para que una relación (cualquier tipo de relación) sea sana y saludable, tiene que empezar por ti y por mantener una relación saludable contigo mismo.

¿Cómo hacerlo?

PROCESANDO EL PASADO: Este es el único caso en el que se vale dar un paso atrás para poder dar varios para adelante. Si te fijas hablo de procesar, no de olvidar, no puede haber olvido si no has trabajado en la situación.

Si no examinas e ignoras tu propia historia, ésta puede convertirse en un personaje muy molesto que va a continuar apareciendo en tu guión.-Danielle LaPorte-

Tomar acción para interpretar e integrar estas difíciles lecciones de vida, son clave característica de las personas que salen adelante.

La gran mayoría de las personas hemos tenido dificultades, problemas, traumas, humillaciones y golpes en la vida. La diferencia está en la manera en que algunas personas se quedan viviendo en ellas y continúan repitiendo las historias en su cabeza como un disco rayado. En cambio otras, analizan la situación, hacen un recuento de lo sucedido, los sufren, lo lloran, lo perdonan y lo superan. Eso es tomar control y responsabilidad de tu vida y es un paso hacia adelante.

AUTOCONOCIMIENTO:

Conocernos muy bien por dentro, es uno de los pilares más fuertes en la construcción de la autoestima. Nos ayuda a saber cómo reaccionamos y por qué reaccionamos de determinada forma y así, podemos tomar decisiones asertivas y sanas.

Existen varias técnicas de autoconocimiento, entre ellas:

Me gusta, no me gusta: Hacer consciencia de lo que te gusta y lo que no, va a ayudarte a sacarle provecho y disfrutar al máximo a todo lo que disfrutas hasta la médula del hueso y a no exponerte y protegerte de las cosas que no te gustan.

Comienza haciendo una lista de cada uno y haz un proyecto semanal o mensual para hacer consciencia de tu día a día y de cómo reaccionas. Te vas a sorprender cuando seas fiel a ti mismo y realmente hagas caso a lo que tu corazón escoge. A mí me ha servido mucho este ejercicio, me ha impresionado darme cuente de que había muchas cosas que “me gustaban” pero en realidad no era así y viceversa.

 Tests: Existen varios tests que te pueden ayudar a conocerte mejor. Uno de ellos es el Eneagrama, que es una especie de estudio de la personalidad, donde cataloga a las personas en números, según sus características y personalidad.

Esto ayuda bastante a conocerte mejor y a que conozcas mejor a otras personas. Ojo con esto, recuerda que no todo es blanco o negro, no te vayas a poner una etiqueta que diga yo soy así y no hay de otra. Es sólo cuestión de que conozcas un poco mejor tu personalidad, lo que te motiva, lo que te hace brillar. Puedes leer los libros o buscar algún taller presencial que te ayudara a descubrir mejor tu personalidad.

Otro test es el de las fortalezas, haz click aquí. Desarrollado por el Dr. Seligman, creador de la Psicología Positiva. Este test te ayudará a darte cuenta de cuáles son tus zonas fuertes. Quizás descubras algo de tí que desconocías.

Tienes que registrarte, ahí encontraras otros tests que te ayudarán a conocerte mejor, está en inglés, pero tiene la opción en español hasta arriba del portal.

Ayuda por favor: En mi camino al autoconocimiento y amor propio, pedir ayuda fue de las prácticas más enriquecedoras. Tanto si nuestra autoestima es alta o no, a todos nos encanta saber qué es lo que a la gente les gusta de nosotros.

Escribe un correo a toda la gente que sabes que te quiere y te aprecia y pídeles que te digan cinco cualidades y/o cosas positivas que ven de ti. Puedes comentar que te pidieron esta tarea en el trabajo, la escuela, un curso que estás tomando, lo que sea que te ayude a preguntarles sin que te de pena o te sientas raro.

Es increíble descubrir aspectos de tu personalidad que la gente ve en ti y más padre cuando se repiten unos a otros, sobre todo cuando no se conocen entre ellos.

Es importante que te centres en las personas que sabes que REALMENTE te quieren y te aprecian, porque son los que mejor te conocen, mientras más personas, mejor.

Cuando ya tengas las respuestas, escríbelas o ponlas en una hoja de Excel  e imprímelas. Haz una lista y pon hasta arriba las cualidades que más te gustan y te motivan y pégalas en tu espejo.

Léelas tan seguido como puedas y repítete a ti mismo que ese eres tú. Puede ser que en un principio no creas algunas de las cualidades que te dieron, pero no te preocupes por eso, continúa adelante, porque son cosas que la gente ve de ti, lo que quiere decir… ¡Que son reales!

AUTOCONFIANZA:

Trabajar la confianza en ti mismo, te dará fortaleza para amarte cada día más y afrontar nuevos retos. Cuando la fe en ti mismo comienza a crecer, te vuelves capaz de realizar proyectos y tareas increíbles.

El ejercicio de pedir ayuda es buenísimo y aplica para autoconocimiento y autoconfianza.

Soy el/la mejor en: Soy buenísimo en… comienza a hacer tu lista sobre las cosas en las que eres muy bueno o semi-bueno. Enriquece tu lista con todos los logros que has hecho en tu vida, la ayuda que has proporcionado, etc. No escatimes, escribe hasta las cosas más mínimas o que pudieran parecer sin importancia.

Recuerdo cuando trabajaba en un hotel, que pedí un ascenso y la Gerente general me preguntó si realmente era eso lo que quería, ¡por supuesto que lo quería!

Entonces me dijo algo súper cierto:  -Te pregunto esto, porque uno siempre tiene que buscar estar en el lugar donde brilles más, donde toda la luz que tengas dentro irradie hacia afuera- La chica tenía sólo un año más que yo y ya era gerente general de uno de los mejores hoteles del mundo así que por supuesto que escuché el mensaje y tomé la decisión acertada porque lo pensé de esa manera y me di cuenta de que de verdad deseaba ese puesto porque era la mejor para hacerlo, haciendo un lado el deseo de tener un mejor puesto o si el pago iba a ser mejor. Mi corazón me decía que sí.

Ahora, ya por último, pensando en aterrizar y darle un toque todavía más real a todo esto, me di a la tarea de preguntarle a mis súper primos y primas plus querido hermano, qué es lo que hace cada uno para sentirse mejor con ellos mismos y elevar su autoestima.

Aquí están sus respuestas:

  • Hablar contigo mismo.
  • Ayudar a alguien y/o hacer favores (esta se repitió varias veces)
  • Hacer ejercicio. Al principio cuesta, pero la satisfacción después de hacerlo es increíble.
  • Cuidar tu aspecto físico (vestir bien, estar aseado, arreglarse, ir al salón, comprarse ropa linda)
  • Haciendo de comer y que a las otras personas les guste.
  • Chiquear (mimar) a otras personas.
  • Irse de vacaciones.
  • Hacer actividades diferentes y/o cambiar de rutina (esta también se repitió)
  • Cantar, bailar, reír, jugar.
  • Un abrazo.
  • Ver lo positivo de las cosas.
  • Darte cuenta de que tú eres la causa de tu vida y no una consecuencia (OOOleeee!)
  • Descubrir un hobbie y hacerlo, se disfruta y ayuda a distraer la mente.(pintar, armar      rompecabezas, coser, hacer el jardín, etc.)
  • Estar y convivir con la gente que te quiere.
  • Hacer consciencia de los sentimientos o pensamientos que te esclavizan
  • Enfocarme en la realidad, lo que está pasando en ESTE momento.
  • Dejar de planear y tomar acción (Doble Oleeee)
  • Escuchar mis sentimientos y reconocerlos.
  • Enfocarme en esa área que quiero trabajar dentro de mi mismo.

¿Increíble no? Me encantó, porque son cosas de personas reales, como tú y como yo, que han encontrado formas muy sanas y fáciles de sentirse mejor consigo mismos. ¡Gracias familia, que sabios son!

Por último sólo me queda decirte, que te vas a encontrar personas que no te apoyan, te critican, no creen en ti o que son tóxicas. Lo ideal, es que te mantengas alejadas de ellas, a ser posible trata de evitar cualquier interacción que tengas con ellas y si no es posible aprende a reconocer qué es lo que esa persona hace o dice que te afecta tanto y evita exponerte a esto, no te lo tomes personal.

Todavía hay más cosas por hacer, ya tienes mucha tarea. Empieza poco a poco, un pie tras otro pie, aplicando todo despacio, recuerda que los hábitos y procesos emocionales tienen que hacerse despacio. La semana que entra, te recomendaré varios libros que te pueden ayudar en este viaje increíble.

El primer paso ya está dado, tu curiosidad por conocer técnicas y formas de amor propio ya te llevaron a subir un escalón, ¡BRAVO!

Te dejo con esta canción que me encanta y me motiva bastante.

Comienza a sacarle jugo a tu vida.

¿Y tú? ¿Qué técnicas utilizas para subir tu autoestima o desarrollar tu amor personal? Comparte tu experiencia con todos nosotros y si te gustó el artículo, compártelo en tu muro.

Foto

La pareja perfecta

Pinned Image

Estar soltera o soltero y buscando el amor, nos da tiempo a pensar cómo es que en realidad queremos o deseamos que sea nuestra próxima relación. O por lo menos así debería de ser.

Es difícil estar soltero, porque a todos nos gusta tener a alguien especial a nuestro lado, que nos cuide, nos chiquee, nos dé estabilidad, nos consienta, nos diga que le gustamos y nos encuentre realmente fabuloso, ¿verdad?

Entonces me pregunto, ¿hasta qué grado podemos llegar a necesitar todo esto, que podemos aguantar estar con alguien que no nos llena del todo? ¿Es mejor estar acompañado de alguien y sentir la tranquilidad de tener pareja, a pesar de que esto nos haga sentir incómodos, molestos o que no estamos con la persona adecuada?

A veces nos engañamos repitiéndonos que nadie es perfecto y que no somos mejores ni peores y que tenemos que amar a las personas tal y cómo son. ¿Pero hasta qué grado? Yo estoy de acuerdo en el aspecto de querer a las personas como son, pero de ahí, a estar siempre con esa persona, a pesar de saber dentro de mí que no es lo que quiero, es algo que hoy por hoy no podría soportar.

Te explico, hace mucho tiempo, mi autoestima era muy baja y aunque en el exterior pudiera parecer una chica muy alegre, la realidad es que básicamente, casi no sentía amor por mí misma. Y por esto, me permití tener relaciones de las que no me sentía completamente satisfecha.

Adelantando el tiempo, hoy por hoy, el amor que siento por mí misma es tan, pero tan grande, que de ninguna manera me permitiría estar en algún tipo de relación que me hiciera sentir incómoda, vulnerable, me hiciera daño o que no me hiciera ser una mejor persona cada día. Y esto no solamente lo aplico a relaciones de pareja, sino a TODO tipo de relaciones.

Lo que quiero transmitirte hoy, es que eres una persona maravillosa, con mucho potencial, mereces ser amada o amado por una persona igual de espectacular que tu. Así que no te permitas pensar que mereces algo menos.

Lo mismo aplica a las personas que te rodean. Si tus amistades o familiares te hacen daño, la culpa no es de ellos, sino tuya, por permitírselo y cederles la responsabilidad de tu felicidad.

Detente a analizar cómo son tus relaciones, cómo interactúas con las personas, parejas pasadas y presentes y haz consciencia de hasta dónde están tus límites y cómo quieres seguir viviendo toda tu vida. Yo sé que quieres ser feliz, pero la felicidad es responsabilidad es tuya y de nadie más.

Hace unos días subí a la página de facebook del Jugo de la Vida un dibujo que hice sobre lo que considero que debe de ser el amor. Si te lo perdiste, lo pongo aquí y te invito a que reflexiones sobre la manera en que ves el amor.

Para mí, el amor es:

Fresco, lleno de vida, que se renueva cada día, como un hermoso CAMPO VERDE,

Transparente, adaptable, que no se detiene ante los obstáculos y se adapta al cauce, como un RÍO CRISTALINO,

Fuerte, con raíces, centrado. Pareciera que es un solo tronco, pero en realidad son dos, que al unirse forman un ÁRBOL JÓVEN y fuerte, que crece cada día.

Mereces ser feliz, mereces ser amada o amado, mereces una relación saludable, feliz, con cimientos y llena a rebozar de amor y libertad.

Y si piensas que ese tipo de amor no existe, con muchísimo gusto te digo que estás equivocado, si existe, tengo la fortuna de conocer muchas parejas que entran en esta categoría y que hoy por hoy son un ejemplo a seguir para mí y que me dan ánimos para pensar que yo también puedo formar parte de una pareja así.

¿Qué piensas de las relaciones? ¿Cómo crees que debería ser el amor? ¿Tienes una relación saludable? Compártelo en los comentarios.

No olvides compartir este artículo con tus amigos.

YIN-YANG en tus alimentos

Pinned Image

Hoy descubrirás cómo los alimentos y sus propiedades pueden ayudarte a encontrar un balance físico, emocional y mental.

El concepto yin-yang se remonta hace miles de años en oriente. Nos habla sobre partes opuestas; hombre-mujer, invierno-verano, luz-obscuridad, etc. Y sobre el balance que debe de haber entre cada parte.

De la misma manera, esta filosofía se aplica a nuestra alimentación.

Los alimentos yin son los alimentos que tienen que ver con cualidades femeninas, suaves, pasivos, receptivos, ligeros y expansivos. Los alimentos yang, por el contrario tienen que ver con cualidades masculinas, fuertes, duros, activos, apretados y contractivos.

Comer alimentos que tienen demasiado yin o demasiado yang causan antojos para ayudarnos a restablecer el balance. Por ejemplo, si consumes una dieta rica en azúcar (yin) te puede causar antojo de carne (yang).

Conocer más a fondo los alimentos yin-yang nos ayuda a tomar decisiones para hacer balance en nuestras vidas, por ejemplo: si te sientes muy yang (muy rígido, con mucho estrés, dolores de cabeza y tensión en el cuerpo) sería buena idea incrementar el agua que tomas, esto te ayudará a balancear estos síntomas. Si te sientes muy yin (disperso, distraído) incrementar alimentos yang como pescado, huevos, etc. Te ayudará a centrarte más.

Para entender las cualidades Yin-Yang de los alimentos:

MÁS   YANG

MÁS   YIN

Sal   de mar

Alcohol   y químicos

Huevos

Azúcar   y café

Miso   y tamari

Lácteos

Carne   roja

Aceites

Queso

Frutas   locales, nueces y semillas

Pollo

Tofu

Pescado

Vegetales   de hojas verdes

Granos

Raíces   y calabaza

Algas

MENOS   YANG

MENOS   YIN

 

Conociendo esto, puedes empezar a buscar mayor balance en tu vida. Lo ideal es mantener una alimentación equilibrada y consumir alimentos que se encuentren con un nivel yin-yang moderado para evitar irte hacia algún extremo. Estos son:

Granos enteros: Quinoa, linaza, chia, harinas sin refinar, centeno, mijo, trigo sarraceno, avena, etc.

Vegetales: Todo tipo de vegetales, especialmente los de hoja verde.

Legumbres: Frijol, garbanzo, lenteja, chícharos, etc.

¡Ahora sí! ya sabes que alimentos te ayudan a balancear tu vida. Es responsabilidad tuya lo que comes, ya que ayuda o afecta a tu salud y estado de ánimo. Empieza a aplicarlo y notarás cambios en seguida.

¡Que tengas un día muy jugosito!

¿Te gustó este artículo? Compártelo con tus amigos y ayúdalos a mejorar su salud.

 

Fuente:

Integrative Nutrition by Joshua Rosenthal

No pude encontrar la fuente original de la foto. Si alguien la conoce, por favor hágamelo saber.

Crea tu propio Ashram

Foto

Aprende como crear tu propio lugar sagrado para relajarte y meditar.

Un ashram es un lugar de retiro, donde la gente va a meditar y a aprender de un maestro, mientras convive con él.

Al diseñar un espacio de tu casa dedicado a meditar, estudiar y/o escuchar a tu sabiduría interior ayudarás a que tu práctica sea constante y más divertida.

Además, ayudarás a que tu cerebro entre en “modo-meditación” rápidamente, porque crearás un ancla mental. Cuando te sientes en tu rinconcito, automáticamente todo tu ser entrará en un estado de relajación y verás que es mucho más fácil meditar, rezar o simplemente relajarte.

Para crear un espacio genial y muy zen, necesitarás:

ESPACIO PERFECTO:

Es el elemento principal. Si tienes una habitación extra sería ideal que la dedicaras a crear tu espacio sagrado, pero si no la tienes esta no es una excusa.

Cualquier rinconcito aislado en una habitación es más que suficiente. Procura que sea un lugar tranquilo, donde te puedas aislar del ruido y las distracciones y que sea ventilado.

ZAFU:

El zafu es un cojín circular, especialmente diseñado para meditar, que te ayuda a entrar en una mejor postura, lo que contribuye a cansarte menos y que tu espalda esté perfectamente recta.

Si no puedes conseguir uno zafu real, puedes utilizar un par de cojines que estén gorditos, un bolster de yoga o una manta robusta. Busca algo que te motive y te haga sentir a gusto.

Aquí tienes una técnica para construir tu propio zafu con mantas o cojines (lo siento está en inglés)

Y aquí encontrarás cómo hacerlo si tienes un poco de conocimientos de costura.

Pinned Image

Foto

También puedes conseguir esas banquitas especialmente diseñadas para meditar semi-hincado.

Pinned Image

Foto

COJÍN:

Este cojín es una base especial. Tiene una superficie muy grande (aprox. 1 mt) y es bastante gordito. Es de bastante ayuda para no lastirmarte al apoyar tus pies y tobillos en el suelo.

El zafu iría sobre este cojín y tu sentado en el zafu y con los pies reposando sobre el.

Si no consigues un cojín especial, cualquier superficie mullida puede funcionar, asegúrate de que sea suave pero firme, que no permita que te undas sobre el.

Pinned Image

Foto fuente

INCIENSO:

El incienso es una preparación de resinas aromáticas vegetales, a las que a menudo se añaden esenciales y se ha utilizado desde hace más de 15 siglos para fines religiosos, terapéuticos o estéticos.

Se cree que el humo que desprende el incienso tiene propiedades relajantes y ayuda a equilibrar las vibraciones de los espacios y personas, además de purificarlos.

Puedes encontrar el incienso casi en cualquier lugar y puedes escoger el aroma que más te agrade, procura comprar la mejor calidad que puedas pagar.

Necesitarás también un soporte especial para incienso que ayuda a recolectar la ceniza que se va desprendiendo. Hay infinidad de formas y materiales, busca y compra la que más te guste.

El aroma del incienso puede ser un poco fuerte, así que procura que el espacio esté bien ventilado y que el aroma que compraste realmente te haya gustado.

Foto

ALTAR:

En realidad esta parte es opcional, pero ayuda mucho a que te concentres y tengas un espacio sagrado para ver y contemplar.

Puedes poner alguna figurita de algo que te motive y que esté relacionado con tu práctica, desde un santo, una cruz o una virgen, hasta un buda, un ganesha o un símbolo de amor y paz, lo importante es que sea algo que te haga click, esté alineado con tu filosofía de vida y te guste mucho.

Pinned Image

Foto

VELA:

Puedes ser con o sin aroma, dependiendo si utilizas incienso. El fuego siempre ha sido un símbolo de luz e iluminación.

El aroma de las velas es mucho más sutil que el del incienso.

Si tienes problemas para concentrarte en una meditación, las velas son una excelente ayuda, ¿cómo? Simplemente siéntate y observa cómo se mueve la flama, sus colores y las diferentes partes que tiene. Comienza haciéndolo un minuto y ve aumentando, cuando logres completar 5 minutos, trata de hacer ese nivel de concentración con los ojos cerrados.

Procura conseguir velas hechas con aceite de soya que son más ecológicas. Me encantaría poder poner un link de un fabricante mexicano de velas ecológicas con aroma, pero de momento no conozco ninguno, si tú conoces alguno, por favor mándame la información por correo.

Foto

MÚSICA:

Los puristas de la meditación sugieren que la música distrae a la mente y no es una buena opción. Pero hay gente que encuentra la música muy relajante y le ayuda muchísimo a tranquilizar la “mente de mono”. Puedes conseguir cualquier música relajante, mis favoritos son Synchronicity, Deuter, Putumayo y Robert Coxon

FLORES FRESCAS O PLANTAS:

El tener un elemento con vida y hermoso en tu altar creará una energía muy especial y le dará un toque muy alegre a tu rinconcito.

Ahora sí, ya tienes todos los elementos para crear un hermoso espacio de meditación, te aseguro que esto te mantendrá súper motivado en la práctica y encontrarás momentos muy intensos de plática interna y relajación.

Que tengas un día muy jugoso.

¿Tienes algún ritual o espacio para meditar? Compártelo en los comentarios.

¿Te gustó este post? Pega el link en tu muro de facebook y compártelo con tus amigos o dale like para que recibas cada día más posts útiles como este.

¿Eres feliz en tu trabajo?

Pinned Image

Antes de dedicarme a ser Health Coach, trabajé varios años en hoteles. Me encantaba mi trabajo, cada día cuando sonaba el despertador, me levantaba de un salto, feliz de ir a trabajar.

Disfrutaba cada momento, desde mi café de la mañana, hasta el paseo que hacía para llegar al trabajo, caminando a un lado del zoológico, oyendo a los leones rugir y dar la bienvenida al día.

Cuando llegaba a la oficina, respiraba hondo tres veces y me llenaba de energía, quería que al llegar, pudiera compartir mi felicidad y ganas de trabajar a todo mi equipo.

Todo el tiempo estaba súper contenta, incluso en los momentos de mucho estrés, lograba encontrarle el lado positivo a lo que hacía.

Fue entonces cuando comencé a preguntarme: ¿Cómo es posible que haya gente que odie su trabajo? ¿De verdad hay gente que pasa años y años haciendo algo que no le gusta?

Es algo que hasta la fecha, no me he podido explicar. Entiendo que hay personas que por algún tipo de necesidad se ven forzadas a tomar algún trabajo que no es de su total agrado, pero igualmente, el mismo trabajo te cuesta ir a trabajar de malas, que de buenas.

Ahora que conozco más el tema y que me dedico a ayudar a las personas a tener salud y ser más felices, me doy cuenta más que nunca, de la necesidad que tenemos de hacer cada día algo que nos gusta y que disfrutamos muchísimo.

Tener un trabajo que nos haga feliz es como tener un 50% de labor hecha para ser feliz. Ahí pasas casi todo el día, por lo tanto, es realmente necesario que sea una actividad que te llene el alma.

Si en estos momentos te encuentras en el “lado obscuro” te invito a que reflexiones al respecto y te preguntes:

¿Por qué estoy aquí?

¿Es realmente necesario que me mantenga más tiempo haciendo algo que no me gusta?

¿Cómo me gustaría pasar cada día? ¿Haciendo qué?

¿Qué me está deteniendo para evitar buscar un trabajo que me llene y me de alegría?

¿Este trabajo me hace sentir satisfecho con lo que hago? ¿Es algo que me haga sentir orgullo?

Sigue haciéndote preguntas y verás que poco a poco las respuestas irán llegando a ti de muchas maneras, quizás como ideas en tu mente, o probablemente como situaciones, personas, etc.

Estas en este mundo para ser feliz, para eso viniste aquí. Así que si no lo eres, no estás haciendo bien tu trabajo.

¡Espabila! ¡Despierta! Mueve ese traserillo, pon a trabajar esa hermosa cabeza e investiga qué actividad quieres realizar cada día de tu vida. ¿Qué te va a hacer feliz?

Evita pensar que lo que quieres es imposible, porque recuerda, si realmente deseas algo con todo tu corazón, el universo conspira para que tu deseo se realice.

Ten fe en ti y en que lo vas a lograr.

Yo creo en ti, sé que estás en esa búsqueda, si no, no estarías leyendo esto =)

Mientras tanto, comienza a buscar el lado positivo a tu situación actual y a disfrutar lo que haces.

Sácale jugo a tu vida y empieza por vivir el mejor año de tu vida.

Foto Fuente

La vida con salud

Pinned Image

Cuando termines de leer este post, habrás aprendido tres formas fáciles de mantener la salud  y el balance en tu vida.

Salud (Del latín salus, -ūtis).

La Real Academia Española nos dice que el Significado de Salud es:

1. f. Estado en que el ser orgánico ejerce normalmente todas sus funciones.

2. f. Condiciones físicas en que se encuentra un organismo en un momento determinado.

3. f. Estado de gracia espiritual.

En resumen salud significa sentirnos bien en cuerpo y espíritu.  Funcionar correctamente.

Hemos aprendido a tomar poca conciencia sobre el cuidado de nuestra salud, hasta que nos enfermamos o sufrimos algún desbalance. Es entonces cuando nos preocupamos por cuidarnos y alcanzar de nuevo ese estado que nos permita vivir bien.

Pero ¿y la prevención? Qué pasa con ella? Todos conocemos la frase “Más vale prevenir que lamentar” pero que tanto lo aplicamos en nuestra vida y el cuidado de nuestra salud?

Si no tenemos salud, no podemos trabajar, divertirnos, amar y disfrutar de la vida.

¿Qué podemos hacer para prevenir este desequilibrio?

  1. Lo más importante; tener un Balance Espiritual.

Espiritualidad se refiere a nuestra comunicación interna con Dios, (sea cual sea tu creencia religiosa) el Universo y Nosotros mismos. Cómo podemos hacerlo? Meditando, rezando o simplemente establecer un canal de comunicación con nuestro interior y buscar esa voz que viene desde adentro y que nunca se equivoca. La constancia es muy importante, no importa si no podemos invertir mucho tiempo en ello, lo que importa es hacerlo cada día.

  1. Buscar relaciones sanas:

En nuestra familia, pareja, trabajo, etc. Si continuamente nos vemos envueltos en conflictos, sentimientos negativos e infelicidad, esto nos va a llevar a enfermarnos, quizás no siempre serán enfermedades graves, pero se reflejará en diferentes formas; en nuestra piel, mirada, sonrisa y sobre todo en nuestro bienestar. Si evitamos relaciones y ambientes tóxicos y buscamos sanar las relaciones importantes, notaremos como nuestra felicidad aumenta.

  1. Mueve ese traserillo.

Toda la vida nos han dicho que hacer ejercicio es lo más sano del mundo, pero si eres como yo, que el ejercicio te agobia más que divertirte, busca otras alternativas. Yo he encontrado en el yoga y en la caminata mis ejercicios favoritos, me distraen, me centran y al mismo tiempo hacen que mi organismo trabaje de una mejor manera. Cuando no me da tiempo o no tengo muchas ganas de ponerme mis tenis y salir a caminar que hago? ¡Bailo!, después de bañarme y mientras me arreglo, pongo música y a mover el bote! Con 5 o 10 minutos es suficiente para notar la diferencia, me siento más activa, despierta y mi estado de ánimo cambia, me pongo de buenas y con mucha más energía.

Poco a poco iremos profundizando con estos temas, mientras tanto les dejo de tarea analizar estos tres puntos y pensar un solo cambio que puedan hacer en sus vidas, en cualquiera de los 3 puntos. Pero ojo, tiene que ser un objetivo real, medible, contable y con fecha. Paso a pasito.

Incorrecto: Voy a meditar todos los días

Correcto: Voy a meditar 5 minutos cada día durante el mes de Junio.

Incorrecto: Odio mi trabajo y voy a renunciar.

Correcto: Cada día, dedicaré 20 minutos de mi día a aclarar los puntos exactos que quiero encontrar en mi trabajo ideal y a buscarlo por medio de facebook, linkedIn y CompuTrabajo.

Que tengas un día hermoso y con mucho jugo

¿Te gustó este post? Compártelo copiando el link y pégalo en tu muro de facebook.

Foto de aquí

Feliz Lunes: Perseverar

Pinned Image

“”El mundo entero se aparta cuando ve pasar a un hombre que sabe a donde va.”

(o a una mujer Ü)

-Antoine de Saint-Exúpery

Cuando tienes claro lo que REALMENTE QUIERES, el universo conspira para ayudarte a realizarlo. Continúa en tu búsqueda, persevera y no desesperes. Si te caes, ¡levántate! Si te equivocas, vuelve a intentarlo.

Confía en que el Universo cuida tu espalda y te ayudará a llegar a la meta.

NO ESTÁS SOLO

 

Aprende a crear alimentos con Vida

Germinado de Frijol Mungo

¡Lo prometido es deuda! Hoy aprenderás a hacer germinados, estas plantitas ricas en nutrientes, enzimas y deliciosas.

(Si te perdiste el post sobre los germinados, puedes darle click aquí.)

Al principio a mi me daba miedo hacerlos, sentía que era súper complicado. Le daba mil vueltas al asunto y ponía mil excusas como: No tengo un “germinador”, no sé donde conseguir semillas, bla bla bla.

Hasta que me armé de valor y me decidí, entonces la ley de la atracción jugó su papel. De pronto buscando por la cocina encontré un bote perfecto de Nescafé, que llevaba ahí años, vacío y limpio.

Después, visitando lugares donde vendían comida orgánica encontré el frijol mungo y en el mercado orgánico semillas de alfalfa. Las lentejas las venden en el supermercado.

Encontré un lienzo de manta de cielo (o cabeza de indio también le llaman) así que ya no tenía excusa. Me puse a leer sobre el asunto y EMPECÉ.

Si hubiera sabido lo fácil que era hacer germinados, lo hubiera hecho desde hace muchísimo tiempo. Es más fácil que hacerte un café con leche! ¡Y muy barato!

Justo en este preciso momento estoy disfrutando un delicioso y poderoso licuado con germinado de frijol mungo entre otras cosas, mmm, ¡yummy!

Por dificultades técnicas, no pude tomar las fotos del proceso, hoy sólo les puedo poner los ingredientes / material y el resultado. Pero prometo poner las fotos la semana que entra ya que hoy voy a empezar otra tanda de germinados.

GERMINADOS: CREANDO ALIMENTOS CON VIDA

Ingredientes / Material:

  • 2 Cdas. De Semilla (Lenteja, alfalfa, frijol mungo, brócoli, fenogreco, etc)
  • Agua purificada
  • 1 Frasco de cristal con boca ancha
  • 1 Pedazo de tela, puede ser manta, algodón, cheese cloth, gasa.
  • 1 Liga de goma
Semillas de Fijol Mungo Orgánico
Bote de cristal de boca ancha, Tela de manta y Liga de Goma

Elaboración:

  1. Pon las semillas en el bote de cristal y llénalo hasta la mitad con agua purificada.
  2. Tapa el bote con el pedazo de tela y la liga de goma.
  3. Déjalas serenando toda la noche.
  4. Por la mañana, voltea el bote boca abajo y sácale toda el agua sin quitarle la tapadera de tela que le pusiste.
  5. Deja el bote escurriendo en un ángulo de 45° cuidando que las semillas estén distribuidas a lo largo del bote. O sea, que no se hayan quedado todas encima de tu tapa de tela.
  6. Deja en esta posición tu bote en un lugar donde no le dé el sol directamente. Que no sea un lugar obscuro, con luz, pero no en exceso.
  7. Por la tarde-noche quita con cuidado la tapa (a veces las semillas se pegan a ella) y llena el bote con agua purificada. Cuida que todas las semillitas se enjuaguen muy bien.
  8. Tapa de nuevo tu bote con la tela y la liga y escurre toda el agua a través de ella. Acabas de “regar” tus germinados.
  9. Por la mañana del día siguiente, te darás cuenta que a tus semillas ya empiezan a salirle “colitas” ¡Ya nacieron! La semilla acaba de convertirse en vida. Ahora está trabajando en formar nutrientes.
  10. Vuelve a “regar” a tus ahora germinados. Quita la tapita con cuidado, vierte agua purificada, con cuidado revuelve bien, pon la tapa, escurre y deja en ángulo de 45°.
  11. Repite la operación por la noche.
Llena el bote con agua purificada, tapa con la tela y la liga de goma y deja serenando toda la noche.
Escurre el agua a través de la tela

Poco a poco irás viendo como los brotes comienzan a crecer. Cada semilla es diferente, sigue repitiendo la operación de regado mañana y noche o según veas la humedad que tengan tus brotes.

Al día siguiente comienzan a germinar.

 

 

A los dos días comienzan a germinar y a salirles “colitas”

Dependiendo de la semilla es probable que al tercer día ya puedas comenzar a comer tus germinados. Para saber en que punto hacerlo, simplemente fíjate que la puntita se empiece a hacer verde y salgan las primeras hojitas.

Si estás usando lentejas o frijol mungo, no es necesario esperar a las hojitas, los nutrientes ya están listos cuando la colita mide 1.5 o 2 cms.

Puedes o no quitarle las cascaritas al germinado. La manera de hacerlo es poner los germinados en un recipiente hondo y cubrir con agua. La mayoría de las cascaritas flotarán y las puedes ir recogiendo con una cuchara. Escurre y ya están listos para comer, no te preocupes si le quedan más por ahí, es fibra al fin y al cabo.

Guarda tu germinado en un recipiente con tapa hermética en el refrigerador, así seguirán manteniéndose activos y con vida.

Te  pueden durar de 5 a 7 días, asegúrate de ir revisando su frescura y descártalos si ves que cambian su color, textura u olor.

Ideas para usar el germinado:

  • Dale un giro al típico sándwich o bocadillo y agrégale tus germinados.
  • Lo puedes poner en tu smoothie de verduras. Boom! Le estarás dando un extra-plus de nutrientes.
  • Has más nutritiva tu ensalada y agrégale un gran puño hasta arriba, se verá hermosa y muy divertida.
  • Es el complemento perfecto para tus burritos de verduras salteadas, mmm, son deliciosos juntos.
  • Refrigerio para comer entre comidas, son muy llenadores y te aportan mucha energía. Ponles limoncito y sal, saben deliciosos y si te gusta el picante, agrega un poco de chile piquín o salsita de chile.
  • Agrégalos a unas tostadas de jamón de pavo y queso panela, termina con un poco de salsa de chile o del aderezo de tu preferencia. Sabor + nutrientes y energía.

Si por algo tus semillas no llegan a germinar, quiere decir que compraste semillas genéticamente modificadas (GMO) asegúrate de comprar semillas de buena calidad o mejor que sean orgánicas.

Juega con diferentes tipos de semillas: Frijol mungo, Lentejas, Alfalfa, Chía, Fenogreco, etc.

Semillas de Alfalfa Orgánica.

Cuéntame cómo utilizas tu, tus germinados. ¿A qué se los agregas? ¿Cómo te los comes? Me encantaría saberlo, comparte tu experiencia en los comentarios.

¿Te pareció útil este post?, dale like en facebook y compártelo en tu muro. ¡Gracias!

Ejercicios fáciles para agregar balance a tu vida

Pinned Image

Ayer hablé sobre la felxibilidad y la manera en que ayuda ser flexible en nuestras relaciones. Todo esto me hizo pensar en la importancia de encontrar balance en nuestras vidas.

A todos nos gusta vivir en paz, tranquilos, en armonía y buscamos la manera de llegar a ese estado, aunque a veces no sabemos cómo hacerlo ¿verdad?

¿Cómo es una vida sin balance? Es cuando exageramos en actitudes, pensamientos, hábitos, prácticas, adicciones, etc. Incluso las cosas buenas en exceso son malas.

¿Te ha pasado que de repente te obsesionas con algo y no puedes dejar de hacerlo? Hablo desde un hábito como estar todo el día en facebook, comer dulces, pan o hasta adicciones como la coca-cola, alcohol, comida, relaciones, etc. E incluso pensamientos, si, adicción a estar pensando 100 mil veces al día en lo mismo, lo mismo, lo mismo.

Yo creo que a todos nos pasa o nos ha pasado y el resultado de estos excesos es una espiral negativa, que nos va absorbiendo hacia abajo, nos cierra, nos frustra y no nos deja SER FELICES.

Seguramente estarás pensando, je je, puessss, si, alguna vez me pasa y probablemente muy dentro de ti te des cuenta de que en realidad es más seguido que a veces.

De alguna manera, el cerebro se cicla y siente una necesidad de tener más de lo mismo, en ocasiones tiene que ver con substancias o estimulaciones externas y otras sólo con nuestros pensamientos y situaciones que lamentablemente hemos vivido.

¿Lo positivo de todo esto? ¡Gracias a que vives estas circunstancias tienes la gran gran gran oportunidad de crecer más! de convertirte en una mejor persona, más sana, más limpia y más alegre. Así que agradece esta situación, porque el primer paso para escoger el balance es aceptar la situación y DESEAR entrar en balance.

¿Cómo le hago? ¡Me cuesta mucho! Todo el mundo me lo dice, yo lo sé, me lo he propuesto miles de veces y no puedo, seguramente estarás pensando.

Bueno, a veces, simplemente con fuerza de voluntad se puede, pero no siempre es suficiente. Nuestro cerebro funciona de manera extraña y mientras más nos aferramos a algo, menos logramos resultados.

Entonces es cuestión de darle una ayudadita a nuestro hermoso cerebro y enseñarlo a entrar en balance.

Normalmente utilizamos el hemisferio izquierdo para casi todo, es la parte racional, sistemática, analítica. Esto en parte, porque desarrollamos más todo el lado de nuestro cuerpo que tiene que ver con el: El derecho. La mayoría de las personas somos derechas y todo lo que hacemos es con esta mano, o este pie.

¿Y qué pasa con los zurdos? Bueno, ellos llevan ventaja, pero incluso así, he visto gente que siendo zurda tiene que utilizar su mano derecha para muchas cosas y además, desde pequeños nos enseñan a usar más el lado analítico, que el creativo, el intuitivo.

EJERCICIOS PARA EL BALANCE CEREBRAL:

Primero: Has una afirmación sobre lo que quieras poner en balance.

Ejemplo:

Problema 1: Todo el tiempo tienes pensamientos negativos

Afirmación: Me comprometo a liberar todos mis pensamientos negativos. Escojo equilibrio y tranquilidad.

Problema 2: Soy perfeccionista, me cuesta mucho permitirme errores.

Afirmación: Estoy dispuesta a ser imperfecta. Sé que hago las cosas lo mejor que puedo y eso es 100% perfecto.

¿Ya pensaste tu problema? Para que la afirmación funcione, tiene que ser algo que tú escribas y haga click contigo.

Ahora, la segunda parte es realizar una conexión MENTE-CUERPO, para que todo esto funcione mucho mejor. Hay que hacer un ejercicio físico de balance, es algo así como la salsa de tus tacos, lo que va cohesionar todo el ejercicio.

  • Pon tu afirmación en el espejo y viéndote a los ojos, de pie, has un cuatro con tus piernas y extiende tus brazos a las orillas, a la altura de tus hombros. Ahora, repite la afirmación.

Ve agregando grados de dificultad; hazlo con los ojos cerrados, has movimientos con los brazos de una forma ordenada, como   subirlos y bajarlos.

  • A lo largo del día puedes ir haciendo otro tipo de ayudas, como utilizar tu lado más débil. Si eres derecho, trata de hacer lo más que puedas con tu mano izquierda; tomar cosas, usar tu teléfono, ipad, comer, abrir, todo lo que puedas.
  • Siéntate y ponte de pie sin ayuda de los brazos.
  • Si tienes acceso a un trampolín (brincolin, tumbling) es tiempo de usarlo. Ponte a brincar y a repetir tus afirmaciones, estos movimientos son increíbles para el cerebro y lo ayuda a entrar en equilibrio en ambos lados.
  • Dibuja con tu mano más débil, has círculos, palitos, lo que  te guste, llena una hoja entrera.
  • Pinta o has algo creativo esto te ayuda a relajarte y a utilizar tu lado derecho del cerebro.

Es importante que antes de hacer cualquier ejercicio analices a profundidad ¿por qué razón estás teniendo este imbalance? ¿Desde cuándo lo sientes? Puedes llegar hasta la primera vez que te sentiste de esta manera? Todo esto ayudará a que el ejercicio tenga mejores resultados.

Ahora recuerda, buscamos B-A-L-A-N-C-E por lo tanto, no te obsesiones en la forma perfecta en que se tienen que hacer estos ejercicios, simplemente hazlos. Puedes hacerlos varias veces al día, pero con una o dos basta.

¡Que tengas un jugoso día!

¿Te gustó este post? Cuéntame tus impresiones en los comentarios y dale “like” en facebook y compártelo con tus amigos.